domingo , noviembre 29 2020
Home / Columna de Opinion / Dignos y Firmes – Lokillo – Columna de Opinión

Dignos y Firmes – Lokillo – Columna de Opinión

Que tal

Es muy grato estar aquí de nuevo.

Quiero saludar primeramente al Sr. Arturo Cruz, director general de Función Estelar, a todo el equipo de colaboradores que comparten este espacio conmigo y por supuesto, a todos ustedes que se toman el tiempo de leernos.

Lokillo es mi nombre y mi espada y mi pluma están a su servicio.

¿Qué tan difícil es separar el personaje de la vida personal?

Pareciera algo muy genial el ser figura pública; pero saber manejarlo es una cosa distinta a lo que se cree y por sorprendente que parezca muchas personas en ésta situación no sabemos hacerlo.

Muchas veces el personaje absorbe a la persona y es muy difícil separarlos, sobre todo cuando la fama es muy grande.

Recuerdo haber leído una entrevista en donde el Cibernético mencionaba que incluso en su casa ya le llamaban “Ciber” y no por su nombre.

Todos encontramos casualmente personas en la calle que conocemos y saludamos, preguntando como han ido las cosas, sobre todo si hace tiempo que no nos vemos y hasta tenemos unos minutos de plática. Ahora imaginen que por la calle los saludan personas que no conocen, que se acercan para un saludo, un autógrafo o una foto, que es lo mas común ahora.

El ser amable con las personas que, por decirlo así son nuestros seguidores es lo que siempre se espera. Acceder a este tipo de peticiones no nos quita nada, por el contrario, habla bien de uno y le da buena imagen. Sin embargo ¿que pasa cuando uno no esta de buen humor o tiene algún problema personal? Puede negarse amablemente, pero ¿Cómo lo tomará la gente?

Las personas con mucha fama suelen pasar por esto miles de veces y su vida personal prácticamente no existe, cada movimiento, cada reacción para con las personas, cada comentario es algo que se tiene que manejar de manera cuidadosa, por que un error o un arranque de emociones puede ser tomado de muy mala manera y la misma gente que te puso en la cima de la fama, te puede hacer caer de ahí.

Si para los que no tenemos esa cantidad de seguidores, es difícil saber manejarlo, para los verdaderamente famosos debe ser algo muy muy estresante.

Yo trato de ser amable con las personas que se me acercan por la calle para una foto o un saludo, por que me ha tocado en el metro, en la calle, en alguna tienda, etc. y se siente bien, aunque hay peticiones un tanto extrañas a veces.

“Hazme una llave”, “firmame X parte del cuerpo”, “carga a mi bebé” y algunas otras, me han dado números telefónicos, me regalan figuritas cuztomizadas, dulces, invitaciones a comer, tazas con mi imagen, etc. y muchas veces ha sucedido en días normales, muy ajenos a las afueras de los lugares y días en que hay funciones de lucha.

La afición siempre espera una actitud accesible de nuestra parte y es lo que uno normalmente brinda, por otra parte hay personas que no son nada amables ni hay respeto tanto del lado del luchador, como del aficionado. Hay luchadores que olvidan que se deben a la afición, que gracias a la gente que paga un boleto tienen esa fama y los ignoran, saludan de mala gana, se toman la foto sin siquiera mirar a la camara o mostrar algún interés en el detalle o hasta los empujan para que no se acerquen.

Y hay aficionados que también olvidan que el hecho de pagar un boleto no les da el derecho de agredir físicamente al luchador, que exigen una atención hacia ellos rebasando el espacio personal, abrazando a las luchadoras de manera morbosa, jalando la máscara o aventando las bebidas y basura hacia el ring o al luchador en cuestión.

En las redes sociales es otro tema.

Normalmente los luchadores (principalmente los enmascarados) tienen 2 perfiles de Facebook, el personal y el de luchador.

Yo solo tengo uno, el de luchador. En él comparto cosas personales, claro; pero digamos que el 90% de lo que publico es sobre mi trabajo (y trato de que sea lo más profesional posible) y el otro 10% son cosas personales o de ocio digamos, imágenes graciosas u opiniones sobre asuntos generales. Ahora, hay luchadores que tienen su perfil de trabajo lleno de cosas personales.

Cada quien es muy libre de manejar sus redes como más le guste y le convenga; pero hay ciertas cosas que dan pie a que se cuestione el profesionalismo o bien, el ejemplo que se supondría tiene que dar un deportista profesional. En concreto me refiero a que suben fotos, videos, historias, etc. bebiendo, fumando, o ahora que parece estar excesivamente de moda publicar que te encanta la marihuana. Y repito, cada persona es libre de hacer publico lo que quiera, solo que en un perfil que se supone es de un atleta profesional, de alto rendimiento y ejemplo a seguir en muchos casos, como que es un tanto contradictorio, teniendo un perfil personal en el que se puede publicar este tipo de cosas.

Hay otra parte que me gustaría tocar y es el tema de los problemas personales y como continuar con el trabajo, haciéndolos a un lado momentáneamente.

Recuerdo haber sabido de una luchadora del CMLL que el día en que debutó en la arena México, le informaron que su padre acababa de fallecer. No puedo imaginar los sentimientos encontrados de lograr una meta importante por la que se ha trabajado durante años y la tristeza de haber perdido a un familiar al mismo tiempo. Pese a esto, cumplió profesionalmente hablando con su compromiso.

Un caso parecido fue el de Impulso en el año 2017, un buen amigo que en una función le pasó lo mismo. Les dejo un texto en el que expresa su sentir y como fue lo ocurrido.

Tomado de su muro en Facebook:

-“Un día antes me regrese a mi casa (llegué en la noche) para preparar mis cosas y salir temprano rumbo a Guadalajara, regresaba de dejar a mi papá en su casa haya en su tierra de dónde el era originario por qué días antes se la paso en el hospital (ya estaba muy malo) trate de descansar para al siguiente día estar a la hora citada para poder ir a ese gran compromiso que tenía.

“Me desperté, me aliste y me fui para la Arena México (de ahí salió el autobús) ya en el trayecto rumbo a Guadalajara me entra una llamada, de esas llamadas que no quieres contestar (era mi hermano) conteste y el llorando me dijo que mi papá ya había fallecido, me fui unos lugares adelante a sentarme (por qué estaba en los asientos de atrás con toda la pandilla) no recuerdo si fue Arez o Belia que me dijeron ¿Ahora que wey?”

“Le dije acaba de fallecer mi jefe, ya de ahí me dieron el pésame todos, recuerdo que Chiquilín me dijo que había una parada como a una hora para que me pudiera regresar, el sabía que de dónde es mi jefe está bien colgado para llegar y si iba a la función no podría llegar ni al entierro, lo pensé unos minutos y le dije, No, vámonos hasta Guadalajara, empezaba la función, en mi Lucha al final me quedé a definir con Aero Boy, le hice un castigo, sonaron las tres palmadas y los IndyStrongTibles se llevan el triunfo en la Arena Coliseo De Guadalajara Del CMLL”

“En lugar de festejar el tan grande triunfo, me quedé ahí tirado, viendo cómo mis amigos Arez y Belial, corrieron a abrazarme, me tumbe en lágrimas y también los abrace, ahí dan la noticia a todo el público que mi padre tenía unas horas de fallecer, el público se puso de pie y me brindo unos aplausos, sin duda alguna es una experiencia que me dejó marcado para toda la vida, luchar con el corazón destrozado es lo que yo y varios de mis compañeros lo hemos echo para ustedes, creo que mi padre no habría querido que yo faltará a esa gran función, no lo hice y a 5 minutos de que el fuera sepultado, llegué para darle el último adiós”

Un Beso Hasta El Cielo

Nos leemos en la próxima columna.

Que los Dioses estén con ustedes y no olviden mantenerse ¡Firmes y Dignos!

Te recomendamos

¡Firmes y DIgnos! – Columna de Opinión- Lokillo

Que tal, es un gran gusto escribir para todos ustedes de nuevo y saludarlos. Comenzando …